Categorías
Entradas

Furgo’s / Burgos: Paronomasias en la publicidad, en la TV, en la prensa y en las redes (II)

Ya hemos hablado de la paronomasia publicitaria Trenes/Tronos. Vamos ahora con otra paronomasia en un ámbito geolingüístico específico

En cualquier ciudad, furgo es de hecho un nombre común. La marca Furgo, Furgos o Furgo’s no sería más que un apócope coloquial muy difundido, basado en el sustantivo furgo, por furgoneta. Furgos sería su plural, por furgonetas. Nada más allá de la sociolingüística. Como bisílabo llano, furgo, es mucho más eficaz que el tetrasílabo furgoneta.  A su vez, furgoneta es un diminutivo de furgón, que viene del francés fourgon, “carro o vehículo”, con una compleja etimología que otro día veremos.

Puede verse la sección “furgos” en la página furgosfera.com, dedicada a las furgonetas.

https://www.furgosfera.com/furgos-camper

Pero al estar radicada en Burgos, el nombre de la empresa Furgo’s se convierte en un juego de palabras.

Aquí está el sitio en internet de Furgo’s Furgonetas Burgos, que en su logo parecen ser conscientes del juego lingüístico:

Furgos furgonetas Burgos

https://furgos.negocio.site/

 Es una paronomasia que solo se activa dentro de la ciudad de Burgos o de su provincia, que actúan como territorios lingüisticos especiales. La retórica se cruza con la geolingüística en este par energético de palabras, que quedan asociadas: Furgo’s Burgos.

Al utilizar el apóstrofo y la forma de un genitivo anglosajón, el juego se amplía.

La paronomasia vendado/vendido sirvió a Góngora para definir al Amor (“vendado que me has vendido”). La paronomasia Furgo’s/Burgos tiene también su lado creativo. Lingüísticamente se juega en la oposición /f/-/b/, solo en el punto de articulación labiodental o bilabial.

Geolingüísticamente es una paronomasia activa únicamente en territorio burgalés. Fuera de él, como hemos dicho es un mero apócope.

La creatividad con el lenguaje es un proceso imparable. Al relacionar la marca con su ciudad, sugiere (en la mente del lector) otra nueva grafía, Burgo’s,  para el nombre de la urbe, llena de evocaciones comerciales y del lenguaje pop.